Categoría

Crónicas

aborigenes-cuba

La Historia de Cuba según Julito (I)

Al desembarco de Colón, en la isla habitaban entre 90 mil y 700 mil aborígenes, dependiendo del autor consultado. Hoy en los campos orientales permanecen algunos pocos millares reunidos sobre todo en la herradura formada por los montañosos municipios guantanameros de Manuel Tames, Yateras y Baracoa.

el-rincon-cuba-el-estornudo

Los hijos de San Lázaro

Llegar a El Rincón no es fácil, lo sabemos, pero casi 57 mil personas han arribado a este santuario en la semana previa al 17 de diciembre, día de la celebración principal. Si esta es la avanzada, ¿cuántos más irán en camino?

Foto: Armando Franco

Últimos instantes

Esta semana, Santiago de Cuba es una de noche y otra de día. Con la luz, todo es preparativo, ajetreo, policías moviéndose, carros que pasan con sus altavoces y le alertan al pueblo cómo tienen que vestirse y comportarse cuando la caravana llegue a la ciudad.

death-of-kenyan-fidel-castro-confuses-twitter-users

A pesar de la realidad, lloré a Fidel

Todos los monstruos son humanos, y todos los santos también. Y Fidel quizá fue un santo monstruoso capaz de levantar la fe en el hombre nuevo, y también capaz de aniquilar al hijo pródigo; capaz de repartir panes y peces, y también capaz apuñalar a su primogénito en sacrificio para la entelequia revolucionaria.

cuba-playas-del-este-guanabo-beach

All in: Es verano en Guanabo City

En Guanabo la gente compra a los vendedores de meriendas y echa los desperdicios en la arena. Termina el almuerzo y echa los desperdicios en la arena. Hace el amor y echa los desperdicios en la arena. Pesca y echa los desperdicios en la arena.

Motorista de Santiago de Cuba / Foto: Abraham Jiménez

Santiago, tierra caliente

Santiago de Cuba es un enorme plato hondo. Una ciudad rodeada por una sierra montañosa que le otorga, desde arriba, cierto aire de coliseo romano. Una ciudad movediza, con una continua actividad sísmica y una enorme puerta al Mar Caribe….

el-mojo-monto-su-taller-de-luteria-en-la-sala-de-su-casa

El Muke y compañía

Desde el tercer año de la carrera de Arquitectura, el Muke había logrado un viejo sueño de la niñez: ser científico. Había sido captado para el Centro de Investigaciones de Métodos Computacionales y Numéricos en la Ingeniería perteneciente a la Universidad Central de Las Villas (UCLV) y había cumplido el encargo, junto a un amigo, de programar un videojuego con gráficos 3D para un empresario extranjero.

Close